Elige tu Perfil

Selecciona uno de los perfiles y encuentra información de tu interés.

Menú

Buscar

Cerrar

Cerrar

Selecciona uno de los perfiles y encuentra información de tu interés.

Idioma:

Español
Soy Autónomo

Bioplástico realizado con cáscaras de banano

Laura Viviana Arenas y Javier Eduardo López, estudiantes de Ingeniería Ambiental de la Autónoma de Occidente e integrantes del Semillero de investigación en aprovechamiento de la biomasa, desarrollaron el proyecto de investigación ‘Usos potenciales de la cáscara  de banano: elaboración de un bioplástico’.

Un colombiano usa en promedio seis bolsas plásticas a la semana, lo que al año representa unas 288 bolsas. Cada una de ellas es producida con polietileno, un polímero derivado de los hidrocarburos, que tarda 400 años en degradarse.

Una de las soluciones para mitigar la generación de este tipo de desechos, es un proyecto de investigación realizado por Laura Viviana Arenas y Javier Eduardo López, estudiantes de décimo semestre del programa de Ingeniería Ambiental, que propone utilizar las cáscaras de banano para elaborar bioplástico.

El proyecto se denomina ‘Usos potenciales de la cáscara  de banano: elaboración de un bioplástico’ y tiene como fin emplear el bioplástico como un material de reemplazo para las bolsas plásticas convencionales, que son utilizadas en la agricultura como medio de transporte de las plantas, para posteriormente ser rasgadas y desechadas una vez se llega al lugar de la siembra.

“Este proyecto es un reto para nosotros, la idea es sacar algo que no está en el mercado y que puede ser diferente a lo convencional. Estamos hablando de un producto que todo el tiempo utilizamos, en algunos casos por poco tiempo y se desecha. Nuestro reto es ver qué materia prima podemos realizar con este tipo de residuos, identificar los factores que afectan a la sociedad, como lo es el impacto ambiental, y asociarlos para crear un nuevo producto”, indicó Javier Eduardo López, integrante del semillero de investigación en Aprovechamiento de la Biomasa.

“Muchos productos que se encuentran en el mercado, dicen ser biodegradables, porque tienen algún tipo de fibra vegetal, pero la mezclan con una base como el polietileno o polipropileno y le dan el nombre de productos biodegradables. La diferencia es que nuestro proyecto es 100% biológico; es decir, estamos partiendo de una materia prima renovable, que no compite con la seguridad alimentaria, no es de origen fósil y es una transformación de tipo bioquímica”, manifestó Luz Marina López Pardo, directora del semillero y docente del departamento de Energética y Mecánica de la facultad de Ingeniería.

En las investigaciones realizadas por el Semillero, siete cáscaras de banano, pueden producir dos vasos plásticos de siete onzas. Un producto como el bioplástico logra ser una alternativa biodegradable y reutilizable para suplir la producción de plástico con base en derivados del petróleo, lo que puede mitigar el impacto ambiental que se está dando en lugares como el Pacífico colombiano, donde medio millón de especies marinas mueren a causa de botellas, bolsas y empaques plásticos desechados en el mar.

Universidad Autónoma de Occidente
#SomosUAO
Usamos “cookies” propias y de terceros con fines estadísticos, optimización, seguridad e integración con redes sociales. Puede conocer cómo deshabilitarlas u obtener más información aquí.
De acuerdo